Category Blog
Cada día reconozco más gente decepcionada del amor…quizás yo pueda incluirme en esa lista; no es que sea una malvada insensible, sin ilusiones ni ganas de enamorarme; pero ese amor bonito que te pintan en las películas(como «The notebook» que por cierto es mi película favorita), ese es el que veo casi imposible de hallar .
Que distinto es todo hoy, con instagram, facebook y sobre todo con el famoso TINDER,
esta aplicación es una de las más descargadas en appstore, y la aplicación de pago más descargada desde que saco su versión de pago gold (con la que puedes buscar gente en cualquier parte del mundo); recuerdo que la descubrí hace como 5 años en el teléfono de un amigo, y cuando me explicó de que trataba me reí y le dije que era un vago para estar en eso:“ apenas puedo hablar con los que conozco no creo que tendría tiempo para hablar con desconocidos”, le dije y le increpe por lo peligroso que podía ser, pero como todo en el mundo da vueltas, un año después una amiga hizo que descargue esa app en Miami y la verdad no me pareció nada aburrido, ella me contó que había conocido muchos chicos por ese medio y que debía intentar, obvio no podía usar Tinder en Perú, porque acá la gente me conoce (y me daba mucha vergüenza que me vieran como en caserío), pero en Miami conocí algunos amigos y la verdad que siempre gente divertidísima y respetuosa, tuve mucha suerte y mi amiga también, siempre nos acompañábamos una a la otra.

Lo primero que note es que siempre todos fingen que es una de las primeras veces que conocen gente por este medio, como si sintieran en cierta forma que eso está mal lo cual me parece gracioso, mas cuando son unos expertos en el arte del flirteo escrito, los hombres suelen ser muy entradores para conversar pero puedo decir que hoy en día la mayoría de mis amigas ya ha usado tinder y en las reuniones que tenemos, suelen tener historias que contar de sus “tinder dates” en mi grupo a una la llamamos tinderela, porque cada fin de semana conoce un chico nuevo y que chicos, cada que nos muestra sus citas siempre son muy guapos e inteligentes al parecer.

Creo que hay maneras de interpretar tu presencia en esta app, a veces la bajas por curiosidad, algunas personas más conservadoras piensan que es solo para buscar sexo y dicen que nunca la usarían y otras efectivamente lo usan por eso, otras solo lo hacen para chatear y no tienen intención de encontrarse con alguien, aunque si me dices que mi novio tiene perfil en tinder, me enojaría mucho porque se supone que el fin es conocer gente nueva sí, pero gente nueva que te guste (y deberías estar soltero), esa es la parte que indica que quieres cierto flirteo, porque los eliges por fotos y sabes que si hicieron match es porque al otro le gustaste también, así que de entrada las conversaciones que tengas ya tienen sobre entendido que existe una atracción. Siento que esto y el boom de Instagram (que es una inconsciente competencia por tener la foto más linda , mostrar tus días y acercarte a los demás) pone a las personas como muy accesibles unas entre otras, y particularmente creo que esto ha afectado a las historias de amor de estilo novela mexicana, esas de parejas que se enamoraban a los 13 años y luchaban contra viento y marea, que se seguían amando que podían pasar 3000 años y nunca se olvidarían.
Pero en la actualidad no me van a negar que cuando tienen una ruptura empiezan a ver los peces en el mar, en cualquier red social .Yo creo que antes en la epóca de mis padres o abuelos, todo era más bonito, te gustaba alguien y era algo especial, hacían todo para que las cosas funcionen, mis padres me contaron que una ves la familia de mi papá los quizo separar y lo mandaron de viaje, el aunque buscando telegramas lograba comunicarse con mi mamá, su historia de amor es muy romántica en realidad, se casaron y siguen juntos hasta hoy y siento que solo la muerte los separará, que pena que ni yo ni mis hermanos tengamos historias así; claro porque en nuestros tiempos si no funciona una relación, pues sales con otras personas y vas viendo con quien te llevas mejor .
No quiero decir que eso está mal, pero en estos tiempos las prioridades son otras, el amor ya no es puro, esta lleno de intereses y prejuicios, sobretodo me apena sentir que no puedes apostar tu amor a cualquier persona, que al día siguiente va a estar con otra sin remordimiento y tú pasarás a ser un recuerdo nada más, extraño ese amor que tuve a los 15 años, ese que me hacía feliz solo de pasar la tarde mirándonos, me mandaba cartas, me dedicaba canciones, me decía que nunca íbamos a separarnos, y hoy aunque me digan lo mismo ya no les creo nada, porque una se vuelve precavida y desconfía de la gente para no ser lastimada (una vez mas ) , como les digo a mis amigas sean cautelosas y no se entreguen por completo que no las quiero ver llorar .
El » amor » de estos tiempos empieza y acaba rápido, claro que debe haber excepciones, pero lamentablemente es así , a mí me ha llevado a no creer en el amor eterno sino en los «momentos en los que amas» yo empecé a valorar los momentos en que soy feliz, sin pensar en que pasó, o que pasará mañana puedo disfrutar de amar a alguien tanto como mi corazón me lo permita, y después no esperar que eso va a ser para siempre o querer engañarme con que voy a ser la única que amará en su vida… tenemos el amor tan idealizado que por eso nos decepcionamos tanto, asumimos cosas, nos proyectamos demasiado, las mujeres somos idóneas para soñar despiertas, la primera vez que te llevan a conocer a la familia ya estas imaginándote en el altar el día de tu boda, basta ya ! … créanme que hay hombres que hacen eso con todas y tienen una familia alcahueta, así que no te hagas ideas de lo que probablemente no es. Tengo un hermano, primos y varios buenos amigos hombres y puedo asegurar que me cuentan sus cosas y coinciden todos en que nunca hablan con una sola chica, si es cierto que le pueden bajar sus revoluciones al flirteo cuando alguien les gusta pero siempre hablan al menos con tres y tienen un par de amiguitas que visitan siempre… no quiero arruinar tus ilusiones pero es la cruda verdad (claro que existen buenos chicos y si tienes uno anda a abrazarlo y cuídalo porque quedan pocos), yo aprendí a asimilarlo, soy una soltera que disfruta sentir amor, cuando hay que sentirlo y si puedo enamorarme trato de hacerlo con un ojo abierto y otro cerrado, amo y disfruto el encontrar alguien que me guste, porque me es muy difícil encontrarlo, me he vuelto muy exigente; pero también disfruto de saber que cada día es más difícil dejarme engañar, o engañarme a mi misma.

Y para concluir, al margen de lo superficial que este juego de seducción y citas parezca, si tengo un par de amigos que conocieron a sus enamoradas por Tinder, uno va dos años y el otro 6 meses de relación, y les va de maravilla, quien sabe lo que te toque vivir, el amor puede estar a la vuelta de la esquina o en un match de Tinder … ¿Y tu tinderela sigues creyendo en los cuentos de hadas?

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.